No dejes que tus ideas se vayan a la basura cerebral

Una de las claves para iniciar un nuevo futuro desde hoy y que esté lleno de éxitos es saber cuándo aprovechar tus buenas ideas. Se trata de algo más sencillo de lo que piensas, y que depende de incorporar mucha más seguridad en ti mismo a cada cosa que hagas en la vida. Puedes sorprenderte de las cosas que puedes lograr, de tus capacidades y de lo que puede pasarte, por ello la voluntad es ante todo lo que más importa. Pero ¿cómo se pueden aprovechar tus buenas ideas? ¿Existe algún secreto para no tirarlas a la basura cerebral? A continuación te contamos la respuesta.

debes aprovechar las buenas ideas

El secreto para aprovechar tus buenas ideas

1. Tipo de personas

En el mundo existen dos tipos de personas: aquellas que piensan que las cosas buenas de la vida solo existen para unos pocos, y aquellos que piensan que todos pueden obtener lo que deseen. En el primer caso, se suele pensar que para ser creativo y tener buenas ideas se debe nacer con atributos para lograr los objetivos; en el segundo caso, las personas piensan que a pesar de no contar con ciertas habilidades, eso no es problema para lograr sus objetivos.

2. Debes conocerte y saber que eres capaz

Lo primero que debes hacer para que tus buenas ideas no se vayan a la basura cerebral es entender que todos somos capaces de crear y de generar ideas buenas. Lo importante es idear acciones que solucionen un problema, bien sea para situaciones cotidianas o para tu proyecto de vida. Ahora bien, ¿cómo lograr identificar cuándo una idea es buena o no nos sirve tanto? El secreto es más simple de lo que piensas, y puedes aplicarlo de manera clásica o con el apoyo de la tecnología.

También te puede interesar ¿Cuales son los secretos financieros más importantes?

3. Aprovecha la tecnología y dale forma a tus buenas ideas

Toma nota de tus ideas: desde tu dispositivo móvil, la Tablet, el PC, o incluso un cuaderno. Toma nota de todas tus ideas. Cuando lo haces, desencadenas un proceso creativo increíble donde liberas tu mente y dejas espacio para mucho más, así no dejaras botada . A veces tienes ideas que no es posible desarrollar sin un plan, o necesitan madurar para poder ejecutarse. “Pensar” es la palabra clave, y llevar esas ideas al papel hace que el tránsito de la idea a la acción sea mucho más corto.

anota y aprovecha tus buenas ideas

Anotar tus buenas ideas evita los excesos de confianza en tu mente que hacen que pierdas de vista cada cosa buena que se te ocurre. Puedes empezar dividiendo por categorías las ideas que se te van ocurriendo: ideas para emprender un nuevo futuro, ideas para un negocio, ideas para remodelar la casa, etc. De esta forma, cuando vuelvas a revisar la idea que has ordenado, podrás completarla. Primero deja que la idea madure.

Puedes leer también 20 Cosas a las que debes renunciar si quieres tener Éxito

4. Deja que se vuelva un hábito

Dejar que se transforme en un proceso inconsciente. Al tener clasificadas y ordenadas tus ideas, estas enviando un mensaje claro: lo que se te ocurra de ahora en adelante será para desarrollar y para avanzar en la buena idea que has tenido. Es un proceso de refinación en el que verás resultados más pronto de lo que imaginas, y con el que podrás mantener una forma más organizada y disciplinada de iniciar tus nuevos objetivos en la vida.

Como ves el proceso para salvar tus buenas ideas de la basura cerebral es salvarlas del olvido empezando a anotarlas y darle forma, este secreto es un proceso lento que utilizan las personas más ocupadas y es considerado también un secreto financiero, debido a que el llevar un proceso ordenado para las ideas que tenemos en mente, también provoca que nuestras finanzas sean mas ordenadas, y finalmente encontraras nuevas ideas para mejorar en casi todo. Te invito a que empieces a aprovechar tus ideas salvándolas de la basura cerebral y quién sabe convertirlas en un gran negocio.

Referencia

  • Artículo en colaboración con Reelup en Fiverr.

Se el Primero en Comentar

Deja Tu Comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*